Paz y bien: 
En Santiago de Compostela tenemos un secreto, el camino en realidad no finaliza aquí, tampoco en Fisterra, sino que en realidad el final del camino implica el comienzo de otra nueva etapa: tu vida, con todo y pese a todo.
Ante el shock del regreso a la vida cotidiana, al lugar de origen, al encuentro de las personas de siempre, y con los problemas ya consabidos, recuerda que eres peregrino/a, que la experiencia de la peregrinación ha sido real; todo lo que has vivido, todo lo que has experimentado, todo lo que sentido.
Este es el tesoro del Camino que habrás de llevar como semilla que germina en ese otro camino que es tu vida cotidiana.
El cambio es posible, un simple paso adelante ya supone un cambio.
Ya lo sabes: la meta más lejana se conquista a fuerza de humildes pasos.
Ultreia e Suseia.
Buen Camino
 En esta sección compartimos la reflexión semanal de Fray Francisco Javier Castro Miramontes.
Fray Paco, como le conocen muchos peregrinos que han sido acogidos en el convento de los frailes en Compostela, es un enamorado del Camino de Santiago. Se define como sacerdote franciscano y peregrino. Este fraile ha sido rector guardián del convento de San Francisco en Santiago de Compostela. Actualmente  trabaja como Director del Museo de Tierra Santa, que se encuentra en esta ciudad. Es un intelectual apasionado del Camino, que tiene en su haber varios libros y artículos publicados sobre este tema. Entre estas obras destacan algunas como “Al encuentro de la vida. Diario de un peregrino”, “Pensamientos para el Camino”, “La Vida es Bella”, o su último libro titulado “Amor. La fuerza que sostiene el mundo”.
Como cada semana, publicamos unas breves palabras suyas, sencillas pero con mucho fondo.
Os invitamos a leerlas con calma, meditarlas, y compartirlas.
El tesoro del Camino
4.7 (93.33%) 3 votos