El Ministerio de Fomento ha iniciado los trámites para contratar las obras del enlace de San Roque del Acebal con la Autovía del Cantábrico en Llanes, que tendrá un paso inferior destinado al tránsito peatonal y permitirá seguir el Camino de Santiago.

El recorrido cruzará bajo el ramal de unión entre las dos glorietas previstas en la obra, que tiene un presupuesto base de 2.893.234,78 euros, según acordó el jueves el Consejo de Administración de la Sociedad Estatal de Infraestructuras del Transporte Terrestre.

Este enlace se situará al noreste de San Roque del Acebal y al suroeste de la localidad de Andrín, en el subtramo comprendido entre Llanes y Pendueles, y su objetivo es establecer la conexión entre la Autovía y la actual carretera nacional (N-634). El proyecto incorpora un enlace de tipo «diamante con pesas» con paso bajo la autovía, para lo que empleará el paso inferior diseñado en el proyecto de construcción de la A-8 que unirá las dos glorietas que forman el enlace. Estas rotondas tendrán una calzada anular de nueve metros de anchura y el ramal de unión dispondrá de un carril para cada sentido, separados por una pequeña mediana.

Vota esta noticia