Para los peregrinos que siguen el camino primitivo en busca de Santiago de Compostela, el tramo entre Oviedo y Las Regueras es duro por los continuos cambios de pendiente. El descanso llega al alcanzar El Escamplero, a cuatro kilómetros de la capital del concejo, Santullano. Allí se encuentra, en el edificio de unas antiguas escuelas rurales, el albergue de peregrinos del concejo, en plena parroquia de Valsera.

Parada obligada antes de seguir hacia Grado, Cornellana y Salas, el edificio se ha ido deteriorando en los últimos años y requiere una intervención para dotarlo de mejores servicios para su creciente número de visitantes. La Consejería de Cultura y Turismo suscribirá en los próximos días un convenio de colaboración con el Ayuntamiento de Las Regueras para realizar obras de adecuación y mejora de las instalaciones.

El Principado aportará 8.700 euros para los trabajos, que serán contratados directamente por el Consistorio escobero.. En principio, no está previsto ampliar las 12 plazas actuales -el de Oviedo tiene 18 y es el mayor de los albergues asturianos- sino mejorar las instalaciones y atajar el deterioro del edificio.

Vota esta noticia