Un equipo de investigadores sobre los hórreos ha propuesto la utilización de esta edificación en Asturias como biblioteca o como albergue del Camino de Santiago del Norte, con el objetivo de preservar este tipo de construcción.

El uso como albergue de peregrinos no está validado y carece de licencia, pues desvirtúa su utilidad tradicional, pero según miembros del equipo investigador este uso cuenta con peso histórico, ya que tradicionalmente también se utilizaron los hórreos como lugar para dormir.

La pintoresca idea es, de momento, una propuesta, y no se ha planteado el estudio de ningún hórreo en particular para darle este nuevo uso.

Vota esta noticia