Nuestro patrimonio jacobeo también está a merced de los robos y la desidi. La semana pasada robaron una campana en el templo de Soutomerille, a pie de una variante del Camino de Santiago Primitivo. La pieza podría ser de finales del siglo XVII, cuando se hizo la última reforma del templo, que es de origen prerrománico.

Vota esta noticia