El párroco D. Cándido ha logrado levantar un museo de arte sacro con piezas medievales de excepcional valor, algunas de las cuales fueron reunidas en Tineo desde diversas localidades asturianas a principios del siglo XX. Realmente sorprendente y recomendable la visita. Más información en nuestro blog del Camino Primitivo.

Vota esta noticia