Más que sorpresa en la asociación jacobea de Oviedo. Tras haber conseguido aumentar el número de plazas de acogida con el segundo albergue, el de la calle Alfredo Posada, el Ayuntamiento ha cerrado el primero, que venía acogiendo peregrinos desde principios de los noventa. El motivo es la reubicación de oficinas del Ayuntamiento, motivada por la crisis, que ha obligado a desalojar este local municipal en el que se acogían peregrinos. Según nos ha explicado a la Editorial Buen Camino el presidente de la asociación, José Luis Galán, todo lo que se ha podido se ha llevado a una habitación del nuevo albergue, “eliminando siete plazas más de acogida”. Al final, quedan 28, cifra muy reducida y que traerá problemas desde esta misma Semana Santa.
síguenos en Twitter síguenos en Facebook síguenos en Google+ síguenos en Blogger

Vota esta noticia