La vivienda del molino de Beasáin, en Guipúzcoa, se convertirá el año que viene en albergue para los peregrinos que transiten por el Camino Vasco del Interior.

Esta noticia ha sido acogida con alegría por la potente agrupación local jacobea, que ya abría un punto de información del Camino en Basáin todos los años. Según Antonio Janit, uno de los miembros de la asociación, en declaraciones para el Diario Vasco, “cuando el próximo año se habilite el edificio como albergue, se completará mucho más la red de albergues en el tramo del Camino del Interior o del túnel, a su paso por Gipuzkoa. El de Beasain se sumará a los ya existentes en Irun, Andoain y Zegama y será una realidad que asiente e incremente mucho más el valor de esta ruta cada vez más transitada”.

Vota esta noticia