Siete municipios burgaleses rechazan que la nueva autovía se aleje de la nacional La propuesta de ICOMOS para evitar que la futura A-12 en su tramo por Burgos se aleje del Camino de Santiago ha sido rechazada por los alcaldes de Atapuerca, Barrios de Colina, Quintanapalla, Fresno de Rodilla, Rubena, Agés y Olmos de Atapuerca.

Estos municipios solicitan que la autovía vaya lo más cercano posible a la actual carretera nacional N-120. Frente a la propuesta del Consejo Mundial de Monumentos y Sitios (ICOMOS). Los alcaldes consideran que el trazado jacobeo no se verá afectado por la autovía, porque ya ha sido alterado por la propia carretera nacional. Además, consideran que si la autovía se trasladase más al norte, al valle del Río Vena, se afectaría a otra variante del Camino de Santiago que todavía no ha sido alterada, quedando así las dos variantes transformadas por las vías de comunicación.

Vota esta noticia