La Asociación de Amigos del Camino de Santiago en Galicia sigue con constancia su loable defensa jacobea contra la administración local de O Pino, la gallega y la empresa FADESA para que continue paralizada la construcción de un polígono en la localidad en pleno Camino de Santiago.

Este pequeño tramo se ha convertido en un símbolo del avance del cemento en el Camino de Santiago, una de las escasísimas rutas protegidas por la UNESCO y que, sin embargo, se ve amenazada constantemente por el asfalto, el cemento y el desprecio absoluto, más cuando se mueven miles de millones como es en este caso.

Los Amigos del Camino de Santiago en Galicia han intensificado sus acciones de movilización en respuesta a los movimientos político-empresariales que pretender reactivar la construcción del polígono, suspendida a causa de la Ruta Jacobea.

Vota esta noticia